Yoga en verano: Recomendaciones para tu práctica esta temporada

La temporada de verano ha llegado para todos aquellos que vivimos en este lado del planeta. Los días de sol serán cada día más frecuentes y poco a poco la temperatura del ambiente irá incrementándose. Por ello, queremos compartir contigo algunas recomendaciones para iniciar o continuar tu práctica de yoga durante la temporada de verano.

El 2021 está aquí y, como todos los años, el inicio de la temporada de verano es sinónimo de más horas de luz en el día, vacaciones, menos actividad laboral y el descanso de las horas académicas. Sin embargo, este año no lo viviremos como solíamos hacerlo debido a las restricciones de movilización que aún continúan vigentes en diferentes países. A pesar de ello, puede ser una excelente oportunidad para crear nuevas actividades a tu día. Aquí te brindamos algunas recomendaciones para el yoga en verano.

 

Oportunidad para adquirir un nuevo hábito

 

Luego de las fiestas de fin de año, la mayoría de nosotros experimentamos un cambio de nuestras rutinas debido a las vacaciones de verano o simplemente porque las horas del día comienzan a ser más largas. No importa el motivo, el verano es una buena época para adquirir un nuevo hábito o generar mayor compromiso con aquella actividad que tanto amamos como el yoga. Si cuentas con más espacio en tus días, dale una oportunidad a tu cuerpo de experimentar con la disciplina milenaria proveniente de la India. Si eres de las que ya inició su práctica de yoga, pues la temporada de verano te puede ayudar a incrementar la frecuencia de tu práctica.

 

 

Yoga en verano

Colección essence

 

 

Atrévete a probar nuevos asanas

 

Cuanta más frecuencia le dediques a tu práctica de yoga, mayores serán los beneficios y podrás, poco a poco, ir conociendo nuevas posturas o asanas. El verano es una buena época para animarte a avanzar con tu práctica de yoga. Extiende tu mat de yoga desde las primeras horas del día y serás testigo de cómo se incrementa tu nivel de energía durante todo el día.

 

Perfecciona los asanas que ya conoces

 

Los días de sol ayudarán a tu cuerpo a entrar en calentamiento en menor tiempo; por tanto, puedes aprovechar para perfeccionar aquellas posturas que aún no dominas completamente. Recuerda que el calor del cuerpo nos ayuda a incrementar nuestro rango de movilidad y flexibilidad. Sin embargo, siempre cuenta con la guía de una profesora o profesor de yoga y de accesorios de yoga de alta calidad para avanzar en la práctica sin lesionar tu cuerpo.

 

 

anaia-caceres-laal-yoga

Yoga en la playa

 

 

Mejor estado de ánimo

 

Para muchas personas, el sol es sinónimo de buen humor y alegría. Si a ello le sumas que tienes la oportunidad de pasar esta temporada frente al mar, ya sea que te encuentres en las playas del Norte del Perú, en Cartagena de las Indias en Colombia o cerca a las playas de Valparaíso en Chile; luego de unos días practicando yoga frente al mar, definitivamente tendrás un mejor estado de ánimo y mucha energía para enfrentar los retos del día a día. El yoga te permitirá conectar con tus propósitos y con lo mejor de ti, ayudará a mover la energía en tu cuerpo y a calmar tu mente. Además, la energía del sol te permitirá levantar el ánimo y la energía del mar a reducir el estrés.

 

Recarga de vitamina D

 

Practicar yoga en verano, sobre todo cerca a la playa o en las áreas verdes, será un momento ideal para absorber una buena dosis de vitamina D que solo nos proporciona el sol. Anímate a probar al menos una clase de yoga en un lugar cerca a la naturaleza y con mucha iluminación.

 

 

Jessica-VegaPuch-laal-yoga

Jessica-VegaPuch

 

 

Hidrata siempre tu cuerpo

 

Si estás dispuesta a incrementar tu práctica de yoga durante la temporada de verano, recuerda hidratar muy bien tu cuerpo antes y después de cada sesión para evitar posibles dolores de cabeza o alguna afección ocasionada por la deshidratación.

 

Evita las horas de calor intenso 

 

Adicionalmente, te recomendamos realizar tu práctica durante las horas más frescas, ya sea en las mañanas muy temprano o cuando la intensidad del sol disminuye durante la tarde.

 

¿Te animas a practicar yoga durante el verano?